CHS Blog

Lectura de Verano

Lectura de Verano
Publicado el July 13, 2017 por CHS

El año escolar ha finalizado y los niños están entusiasmados con el verano. Mientras que las vacaciones de verano deberían ser un descanso divertido para los niños, es importante que continúen teniendo la oportunidad de aprender. Múltiples estudios demuestran que los estudiantes que no leen, o no leen lo suficiente, durante las vacaciones de verano experimentan una disminución en sus capacidades de lectura. Una manera de evitar esto es alentando a los niños a leer todos los días durante las vacaciones de verano. De acuerdo con Why Summer Reading Pays Off Year-Round (Por qué la lectura de verano brinde sus frutos todo el año), un artículo de Homeroom, “a los niños cuyos padres les leen cinco a siete noches por semana les va excepcionalmente mejor en la escuela y son más propensos a leer por diversión a lo largo del resto de su vida escolar”. Puede parecer difícil para las familias con recursos económicos limitados poder pagar por programas de lectura de verano para sus hijos, pero existen muchos programas que son gratuitos. Con la ayuda de padres comprometidos, los niños pueden hacer de la lectura un hábito entretenido y aprender a leer de manera independiente a medida que van creciendo.

Puede ayudar a promover la lectura de verano para los niños compartiendo con su familia y amigos este blog o esta hoja de información, Por qué el programa de lectura de verano es importante, proporcionada por la Asociación de Bibliotecas de California. Su hijo también puede mantenerse conectado con la comunidad a través de una variedad de programas de lectura de verano gratuitos ofrecidos por las bibliotecas públicas y otras organizaciones, como Barnes and Noble, Chuck E Cheese, y más. Visite sus bibliotecas locales para obtener más información acerca de los programas de lectura de verano que ofrezcan en su comunidad.

Para ayudar a que su hijo continúe leyendo durante el verano, aquí hay algunos consejos.

  • Vayan a la biblioteca local y permita que su niño escoja los libros a su gusto. Las bibliotecas tienen una gran cantidad de libros para niños de todas las edades. También puede pedir sugerencias al bibliotecario sobre los libros que podrían ser buenos para el nivel educativo de su hijo. Para elegir el nivel correcto, puede utilizar la Regla de los Cinco Dedos; haga que su niño lea la primera página del libro que ha elegido. Mientras leer, pídale que cuente con los dedos cuántas palabras desconoce. Si la cuenta sobrepasa 5, entonces es posible que ese libro sea muy difícil para él.
  • Aliente a su hijo a leer al menos 30 minutos todos los días de un libro que ella ha eligido. Le interesará más un libro elegido por ella misma. Por ejemplo, si a su hija le gusta mucho los animales, busque libros que se centren sobre animales.
  • Si a su hijo no le interesa leer, trate de darle un incentivo. Estos incentivos pueden incluir jugar afuera, cenar en un restaurante, explorar la ciudad, mirar televisión o una película, y mucho más. También es importante no usar incentivos negativos, como el dinero. El uso de dinero como un incentivo puede enseñar a los niños que la lectura es una tarea, en lugar de una actividad divertida.
  • Así como se reúnen para hacer actividades familiares semanalmente, busque algún momento del día para leer en familia en la sala de estar. Cada miembro de la familia puede elegir un libro y leer por sí solos, o todos pueden leer el mismo libro, tomando turnos para que cada uno lea en voz alta.
  • Con el avance de la tecnología, los niños son cada vez más astutos acerca de tecnológicas. Puede ayudar a conectar la tecnología con su amor por la lectura, poniéndoles una aplicación educativa o libro electrónico en su computadora, teléfono inteligente o tableta para mantener su interés en la lectura.
  • Lleve los libros o audiolibros a dondequiera que vayan. Usted y su hijo pueden leer mientras descansar o durante un viaje. Pueden escuchar audiolibros juntos mientras usted maneja. Los audiolibros son grandes alternativas, similares a la lectura en voz alta. Escoja libros o audiolibros que sean divertidos y emocionantes, ya que hará que el viaje parezca más corto.

La lectura es una habilidad esencial y crucial para el éxito de su hijo en la vida. Si evita que se pierda la aptitud de lectura durante el verano mediante actividades de lectura en esta época, su hijo puede comenzar el siguiente año escolar preparado y listo para aprender.

Estos son algunos recursos adicionales para entender más sobre la lectura de verano:

Suscribirse a Noticias de CHS
Areas of Interest